Huella Hídrica

Todo el tiempo una persona utiliza y consume productos y servicios. Pueden no estar directamente relacionados con el agua, pero lo cierto es que todo a nuestro alrededor tiene lo que se llama una huella hídrica, porque vendría a ser el volumen de agua dulce utilizada para producir ese producto o servicio que hemos usado o consumido.

La huella hídrica es un indicador de uso de agua que tiene en cuenta tanto el uso directo como indirecto por parte de un consumidor o productor.

“El interés por la huella hídrica sirve para que temas como la escasez o contaminación del agua pueden ser mejor entendidos y gestionados considerando la producción y cadenas de distribución en su totalidad” dijo Arjen Y. Hoekstra, creador del concepto de la huella hídrica y director científico de la “Red de la Huella Hídrica”.  Los gobiernos, consumidores, comercios y la sociedad en general deben jugar un papel importante para alcanzar una mejor gestión de los recursos hídricos.

Datos de interés:

La producción de un kilo de ternera requiere 16.000 litros de agua.

Para producir una taza de café se necesitan 140 litros de agua.

La huella hídrica de China es alrededor de 700 metros cúbicos por año per cápita. Solo cerca del 7% de la huella hídrica de China proviene de fuera de China.

Japón tiene una huella hídrica total de 1150 metros cúbicos por año per cápita, alrededor del 65% de esta huella proviene de exterior del país.

La huella hídrica de EEUU es 2.500 metros cúbicos por año per cápita.

La huella hídrica de la población española es 2.325 metros cúbicos por año per cápita. Alrededor del 36% de esta huella hídrica se origina fuera de España.

Fuente: www.huellahidrica.org