PET Lamp: Fusión de artesanía y Reciclado de Plástico.

Todo comienza durante el verano del 2011 en Colombia, cuando el diseñador industrial español, Álvaro Catalán de Ocón es invitado a formar parte de un proyecto de reciclaje y recuperación de botellas plásticas. El proyecto comenzó a tomar forma y empezaron a incorporar artesanos del bambú en Japón y artesanas Mapuches en el Sur de Chile hasta llegar al contexto del Salón del Mueble de Milán 2016, donde PET Lamp presenta sus últimas 2 últimas series de lámparas. En ambas series, y al igual que en las series anteriores, el cuerpo de la botella es cortado en tiras que se mezclan con tejidos tradicionales para crear una simbiosis física y conceptual que da origen a un nuevo lenguaje que instala a la técnica en una escena de vanguardia.

En el centro se encuentra la botella que se utiliza como molde para el entramado que forma la PET Lamp.

En el centro se encuentra la botella que se utiliza como molde para el entramado que forma la PET Lamp.

 Concepto del Proyecto.

La lámpara PET Lamp se reduce a interpretar un telar circular cortando en tiras el cuerpo de la botella usando como guías las marcas que el molde deja durante la fabricación de la misma. Estas tiras quedan sujetas al cuello de la botella estructurando una superficie sobre la cual tejer.  El cuello, tapón y rosca de la botella se mantienen como conexión perfecta entre la pantalla, el cable y el resto de los componentes eléctricos.

El entramado es formado por tiras de plástico y mimbre.

El entramado es formado por tiras de plástico y mimbre.

 

Composición de la PET Lamp.

Cada pantalla de la lámpara es única, se puede elegir entre lámparas individuales, así como grandes instalaciones. Se diseño un adorno que es cilíndrico, como un agujero negro del que caen todos los diferentes cables.

La elección del cable era fundamental para conectar de forma natural el idioma de la pantalla de la lámpara al cilindro y para los diferentes componentes eléctricos. Se decidió por un cable textil, hecho especialmente para PET Lamp, en colores vivos y con la textura perfecta y caída.

El hecho de evitar convertirse en un objeto estilizado, hemos querido mantener el protagonismo de algo tan característico de las botellas como la tapa y su cuello. La transparencia de esta última parte permite hacer visible un anillo de hierro grabado, dando peso, la autenticación de la lámpara y que permite al cliente conocer el origen y la historia de cada lámpara.

petlamp2

Cada parte es diseñada para destacar el trabajo artesanal y el detalle de la botella en el centro.

 

 

Colaboración de Japón y Chile

Kyoto es el nombre de la colaboración desarrollada durante el 2015 con artesanos del bambú de Kioto, en Japón. En este caso, el principal desafío fue incorporar las tiras de plástico de la botella al tejido de la cestería en bambú sin alterar la apariencia final del material natural. Por otra parte, Mapuche es el nombre de la colaboración desarrollada a principios de 2016 con artesanas de la etnia Mapuche pertenecientes a la comunidad de Ñocha Male, en la región de la Araucanía ubicada al sur de Chile. En esta última colaboración, las artesanas trabajaron tejiendo las botellas plásticas con las fibras vegetales de la Ñocha, una planta que crece en abundancia y ha dado lugar a una cestería de más de 500 años de antigüedad.

Mientras tanto, las colecciones procedentes de Colombia y Chile continúan trayendo su energía a todos los rincones del mundo. Este año PET Lamp ha recibido el premio de Diseño para el Desarrollo (Diseño para el Desarrollo) en la feria bianual Ibero- americana de diseño (DIMAD, Madrid) y el Delta de Plata (FAD Barcelona). También ha formado parte de otras exposiciones de diseño fantásticos como El Fab mente al 21-21 Design Sight (Tokio), Nuevos territorios en MAD Museo de Artes y Diseño (Nueva York), y Waterweavers en el Centro de Graduados Bard de Nueva York y Centro Cultural Conde Duque de Madrid, entre otros.

También se ha convertido en parte de las colecciones permanentes del Museo de Arte de Denver, el Museu del Disseny (Barcelona) y el Centro Nacional de Artes Plásticas (París).

Para el 2016 ya hay nuevas aventuras que se nos ofrecen en otros países. PET Lamp ya tiene vida propia y su equipo está haciendo todo lo posible para responder a las expectativas que el proyecto está generando.

PET Lamp Presentación

En torno a la reutilización de las botellas de plástico PET arrastradas por las lluvias tropicales al río Amazonas. Estas acaban llegando al océano donde las corrientes marinas las terminan concentrando en grandes masas de plástico. Es una contradicción tirar un objeto cuyo material tiene una vida de alrededor de 500 años y que sin embargo cumple su función durante tan sólo unos minutos.

Ante está contradicción los diseñadores debemos dar una segunda oportunidad a la botella PET transformándola en un objeto con una vida útil mayor y ante todo, estableciendo un punto de vista sobre el valor del objeto en sí y el problema que genera. Para lograrlo, una de las posibilidades es  fusionar uno de los objetos industriales de mayor fabricación del mundo (como es una Lámpara) con una de las técnicas artesanales más arraigadas a la tierra, la tradición textil.

Mezclar conceptos o técnicas es el punto de partida para beneficiar con productos de larga durabilidad al Ambiente.

 

Redacción:

Mariana Pérez

Diseñadora de Interiores

perez.mariana.d@gmail.com

 

Fuentes:

Álvaro Catalán de Ocón
PET Lamp

 

 

 

Búsquedas recientes